Conocer más sobre nuestros datos nos hace menos vulnerables. ¡Entérate!
La naturaleza de datos personales semiprivados, la otorga el interés de ciertos sectores de la sociedad en dicha información, que no necesariamente debe ser pública, ni íntima exclusivamente. Muestra de esta clasificación, la vemos claramente en la información financiera, crediticia y comercial de las personas, relacionada directamente al contexto monetario y patrimonial de los titulares de los datos; tal y cómo lo indica la Ley 1266 en su artículo 3°.